13 de abril de 2024

“¡Me cago en Videla!, ¡me cago en Pinochet”: Trueno cerró el Festival de Viña 2024

Desde la República Popular de la Boca llegó el número final del Festival de Viña. El argentino Trueno, también conocido como Mateo Palacios Corazzina, se sumó en una negociación relámpago de menos de 48 horas tras la baja inesperada de Peso Pluma. Pasadas las 1.30 de la madrugada, el joven rapero argentino se apoderó del escenario de la Quinta Vergara.

A pesar de la hora y la fría noche, una fanaticada joven que conocía parte del repertorio del artista argentino brindó un cálido marco al espectáculo.

Con un primer bloque en el que interpretó temas como “Hoop hoop” y “Atrevido”, el trasandino de 21 años demostró su habilidad con el rap, acompañado por dos MCs y una banda completa con batería, percusión, sintetizador, bajo y guitarra eléctrica. Además, contó con la presencia de su padre, el también rapero Pedro Peligro, quien tuvo un momento destacado en el espectáculo al repasar los hitos de la carrera de su hijo y resaltar su conexión con la cultura del hip hop.

Trueno aprovechó la oportunidad para agradecer la posibilidad de presentarse en Viña y también hizo mención a la situación de los incendios, tema que inspiró su canción “Buenos Aires en llamas”, marcando un momento emotivo del show.

Con energía y actitud callejera, Trueno supo aprovechar la plataforma televisiva del Festival para mostrar su crecimiento como artista en la escena urbana argentina. A través de sus éxitos como “Mamichula”, el rapero argentino se conectó con el público, demostrando su interés por llegar a más personas y expandir su alcance.

El Monstruo premió su actuación con las respectivas Gaviotas de Plata y Oro, mientras María Luisa Godoy incluía a Pedro Peligro en la entrega del trofeo. Trueno, en sus rimas, incluyó términos chilenos y anunció su regreso a Chile para diciembre, cerrando con los temas “Tierra Santa” y “Dance crip”, enviando un mensaje de hermandad latinoamericana y repudiando a dictadores como Videla y Pinochet.

En resumen, Trueno ofreció un espectáculo sorprendente e inesperado, mostrando su dominio del escenario y un repertorio variado que cautivó al público de Viña del Mar.